El tenista suizo Roger Federer, actual número uno del ránking de la ATP, ha sido el gran protagonista de los Premios Laureus del Deporte Mundial, al sumar otras dos distinciones a su carrera, la de Mejor Deportista del Año y Mejor Regreso del Año.

En la primera categoría, Federer se impuso en las votaciones a su máximo rival también en las pistas, el español Rafael Nadal, con quien se repartió los Grand Slams en 2017, y al futbolista portugués del Real Madrid Cristiano Ronaldo, que vuelve a irse de vacío tras cinco nominaciones.

También aspiraban a este galardón, tres deportistas británicos: el piloto de Fórmula Uno Lewis Hamilton, el ciclista Chris Froome y el atleta Mo Farah.

La academia de exdeportistas también premió a Federer con el Laureus al Mejor Regreso del Año, al valorar la forma en la que el helvético, que tiene 36 años, se sobrepuso a las lesiones para volver a los más alto con sus victorias en el Abierto de Australia y Wimbledon.

En esta categoría ha derrotado al equipo de fútbol del Barcelona, nominado por su espectacular remontada ante el PSG en los octavos de final de la Liga de Campeones, el equipo de fútbol del Chapecoense, víctima de un trágico accidente aéreo, a los atletas Justin Gatlin y Sally Pearson y al piloto italiano de MotoGP Valentino Rossi.

El Chapecoense, no obstante, se llevó el premio al Mejor Momento Deportivo del Año, el de su regreso a la competición después de la tragedia.

Federer se ha marchado de la gala, celebrada en el Salón de las Estrellas del Sporting de Monte-Carlo, con seis Laureus en su palmarés, pues a los dos conseguidos hoy, entregados por Boris Becker y Martina Navratilova, hay que sumar los que ganó de forma consecutiva, entre 2005 y 2008, también como Mejor Deportista del Año. Nadie tiene más Laureus que él.

Fue la noche del tenis, porque la Mejor Deportista del Año fue la estadounidense Serena Williams, que empezó la temporada pasada ganando en Australia su 23º título de Grand Slam, antes de retirarse de las pistas durante unos meses para ser madre.

La menor de las hermanas Williams se ha impuesto a la tenista hispano-venezolana Garbiñe Muguruza, que en 2017 llegó a ser la número uno del mundo y ganó en Wimbledon el segundo Grand Slam de su carrera. También optaban al premio las atletas Allyson Felix y Caster Semenya, la nadadora Katie Ledecky y la esquiadora Mikaela Shiffrin.

Deja tu comentario